domingo, 23 de abril de 2017

Oaxaca ya es el estado más pobre del país

Oaxaca ya es el estado más pobre del país

Avanza marginación, pese a alud de recursos
CARLOS ROMAN VELASCOCARLOS ROMAN VELASCO

¿Hogares con drenaje, agua potable y pavimentación?, ni pensarlo en muchas regiones del estado.

En tres lustros, el estado de Oaxaca pasó del segundo al primer lugar nacional por el número de pobres. Por el contrario, de acuerdo con Índice de Rezago Social Estatal y Nacional 2015, del informe de Sedesol dado a conocer recientemente, Chiapas pasó del primer al tercer lugar y Guerrero, del tercero a segundo.
Tan crítica es la situación que 89 municipios aumentaron su índice de rezago, en lugar de disminuirlo, varios de ellos considerados centros urbanos principales en su respectiva región, como es el caso de Huautla de Jiménez, que de la categoría de “Alto” pasó a “Muy alto”.
En la misma situación Mazatlán Villa de Flores, San Bartolomé Zoogocho o San Pablo Villa de Mitla, estos dos últimos que tornaron de “medio” a “alto”.
Que hay avances
Mujeres y niños, los más perjudicados por el rezago social. FOTO: Carlos Román Velasco
El Consejo Nacional de Evaluación de la Política Social (Coneval) presentó hace unos días el Índice de Rezago Social Estatal y Nacional, que abarca del año 2000 al 2015.
Según explica, el estudio considera información referente a la educación, el acceso a los servicios de salud, la calidad de la vivienda, los servicios básicos en la vivienda y los activos de la vivienda a través de once indicadores asociados a las diferentes dimensiones.
Asimismo, el pasado 31 de enero se publicó en el Diario Oficial de la Federación el Informe Anual Sobre la Situación de Pobreza y Rezago Social de las Entidades, Municipios y Demarcaciones Territoriales para el Ejercicio Fiscal 2017, elaborado por la Secretaría de Desarrollo Social (Sedesol).
En este último, asegura que el rezago social muestra una tendencia a la baja en todas las entidades del país; es decir, hubo un incremento en la cobertura de los principales servicios sociales, especialmente en salud, drenaje, agua potable y calidad de la vivienda.
Pero siguen rezagos
Producir maíz ya no es viable, por la grave sequía; ahora hay que comprarlo. FOTO: Carlos Román Velasco
Sin embargo, en el recuento de 15 años que realiza el Índice de Rezago Social y este último estudio, Chipas dejó de ser la entidad más pobre del país, aunque su clasificación de rezago sigue siendo “Muy Alto”; Oaxaca pasó del segundo al primer sitio en la escala que mide la pobreza.
Guerrero pasó del tercero al segundo lugar en la escala de Componentes del Índice de Rezago Social Estatal y Nacional 2015, del informe de Sedesol.
Estas dos últimas entidades también están en la clasificación de “muy alto” en rezago social, tras la evaluación en de las carencias en los rubros de educación, salud, seguridad social, vivienda de calidad, servicios básicos en la vivienda y alimentación.
En el caso de Oaxaca, en tres lustros, 89 de sus 570 municipios aumentaron su rezago social; de esa cifra, 39 pasaron de la clasificación de “alto” a “muy alto”, mientras que 16 lo hicieron de “medio” a “alto.
De los 570 municipios, 13 tienen un rezago social “muy bajo”, 59 lo tienen “bajo”, 133 con “medio”, 258 con “alto”, 103 con “muy alto”, mientras que cuatro casos no están clasificados.
Según la Encuesta Intecensal 2015 del Inegi, que cita el estudio, Oaxaca tenía una población de tres millones 967 mil 889 habitantes, de los que el 67 por ciento se encontraba en condiciones de pobreza y 28 por ciento en situación de pobreza extrema.
Cuentas alegres
Carencias en todos los órdenes, tanto en vivienda como educación y acceso a la salud. FOTO: Carlos Román Velasco
De acuerdo con la Secretaría de Desarrollo Social, en 2015 Oaxaca ocupó el primer lugar de rezago social en la escala nacional, mientras que en el año 2000 ocupaba el segundo lugar.
La misma dependencia cita:
“La elaboración y divulgación del Informe sobre la Situación de Pobreza y Rezago Social, así como la elaboración de los Lineamientos del Fondo de Aportaciones para la Infraestructura Social (FAIS), son instrumentos que han contribuido a mejorar la focalización en la aplicación de los recursos de este fondo, lo que ha tenido un impacto positivo en la inversión que realizan los gobiernos locales en el abatimiento de la pobreza.
“En ese sentido, de 2013 a 2015 la inversión de los recursos del FAIS orientados al abatimiento de las carencias sociales pasó de 24% a 66%, es decir, casi se triplicó. Asimismo, la Estrategia Nacional de Inclusión se ha propuesto abatir de manera significativa la pobreza y garantizar el ejercicio de los derechos sociales, por lo que a lo largo de la presente administración se han observado acciones que contribuyen a la reducción de las carencias que enfrenta la población de Oaxaca:
* En cuanto a la disminución del rezago educativo, se ha cubierto 77.0% de las 61,869 certificaciones propuestas como meta de certificación en educación primaria y secundaria para 2016.
* Se ha ampliado la cobertura de servicios de salud a través del Seguro Popular al afiliar a 64.1% de las 789,030 personas fijadas como meta para 2016.
* Se ha afiliado al IMSS a la totalidad de estudiantes de educación media y media superior (157,000 números de seguridad social extendidos).
* Se han instalado cuartos adicionales para reducir el hacinamiento de 8,160 personas con lo que se ha cubierto 40.5% de la meta propuesta para 2016 (20,168 personas) .
* Se han instalado estufas de gas, ecológicas o eléctricas para beneficio de 11.4% de las 109,398 personas planteadas como objetivo para 2016.
Sin embargo, de la nada honrosa clasificación de “alto” en rezago social, pasaron a “muy alto” Asunción Ocotlán, Cuyamecalco Villa de Zaragoza, Huautla, Magdalena Mixtepec, Magdalena Teitipac, Mazatlán Villa de Flores, La Pe, San José del Progreso, San Andrés Cabecera Nueva, San Cristóbal Amatlán, San José del Peñasco, San Juan Coatzóspam y San Juan Comaltepec, por citar algunos.
Ni esperanza de que los funcionarios o políticos lleguen a pueblos pobres. FOTO: Carlos Román Velasco
Mientras que de “medio” a “alto” transitaron San Antonio Castillo Velasco, Zoogocho, San Juan de los Cués, Mitla, Santa Catarina Lachatao, Santa María Yavesía, Tanetze de Zaragoza y Tezoatlán de Segura y Luna, entre otros.
A su vez, del índice “bajo” pasaron a “medio” Asunción Nochixtlán, Cosolapa, Cuilápam de Guerrero, San Pedro y San Pablo Teposcolula y Tlacolula de Matamoros, por mencionar a unos.
Y de “muy bajo” a “bajo” pasaron San Andrés Zautla, El Barrio de la Soledad, Ciudad Ixtepec, Huaujuapan de León, San Bartolo Coyotepec, Villa de Etla, Santa Cruz Amilpas, Santa Cruz Xoxocotlán y Unión Hidalgo, entre unos más.

miércoles, 12 de abril de 2017

Bosques Mesófilos de Montaña de México diversidad, ecología y manejo
Comisión Nacional para el conocimiento y uso de la biodiversidad.
Martha Gual-Díaz y Alejandro Rendón-Correa compiladores
http://www.biodiversidad.gob.mx/ecosistemas/pdf/BosquesMesofilos_montana_baja.pdf

La zona intertropical de nuestro planeta contiene la mayor diversidad de ecosistemas marinos y terrestres y, consecuentemente, el mayor número de las especies que conviven con nosotros. Quizá una de las joyas de la corona de los ecosistemas terrestres en esa región sean los llamados ‘bosques de niebla’, o, como son llamados en esta obra, bosque mesófilo de montaña (BMM). Estos bosques suelen desarrollarse en las zonas de condensación del aire húmedo proveniente principalmente del mar, donde se forman densos macizos de nubes con una consecuente alta humedad y una alta precipitación pluvial. Las altitudes típicas sobre el nivel del mar pueden ir de 500 a más de dos o tres mil metros, dependiendo de la latitud, la exposición a los vientos dominantes que portan humedad marina, etc. Estas comunidades pueden, dependiendo de la localidad, tener nombres distintos al de ‘bosque de niebla’. Por otro lado, en elevaciones considerables (cerca de los 4 mil metros snm) o en regiones secas, pueden adoptar formas y estructuras distintas a las de un bosque típico con árboles bien formados. Debido a la característica de ser zonas de condensación de la humedad atmosférica, los BMM necesariamente se encuentran en fajas altitudinales angostas, a lo largo de cadenas montañosas en la mayoría de los casos, lo que los hace particularmente vulnerables a los impactos de la actividad humana, especialmente el uso del suelo para la agricultura. Desde el punto de vista de la fragilidad de la biodiversidad que contienen, que usualmente es muy alta, dicha vulnerabilidad es particularmente importante ya que el BMM, por su posición altitudinal en México, es una Coatepec, Veracruz Foto: J. Daniel Tejero Díez 18 bosques mesófilos de montaña de méxico zona de confluencia de elementos provenientes del neártico, es decir, de especies de zonas templadas —como los encinos, pinos y otras especies originadas en el norte de América, Asia o Europa—, que bajan por las cadenas montañosas de Estados Unidos hasta el sur de nuestro país o incluso hasta la mitad norte de Centroamérica. Lo mismo pasa con muchos grupos de animales. Estos elementos neárticos se mezclan con especies provenientes de las zonas tropicales de América del Sur, que pueden llegar a las partes altas de las montañas, ocupando el estrato de arbolitos o arbustos y el herbáceo. Son áreas que poseen altos endemismos de grupos animales y vegetales. Precisamente, debido a la importancia de los BMM desde el punto de vista biológico, así como por su relevancia en una diversidad de actividades productivas (son zonas de producción de café orgánico de muy alta calidad y de otras especies de valor económico), esta obra colectiva representa una aportación de gran importancia, pues resume el conocimiento que tenemos de esta formación vegetal y es un sistema de información sobre este complejo ecosistema de México. La obra contiene una introducción al tema y once capítulos dedicados a temas centrales en el universo de conocimiento de los principales grupos de organismos conocidos y a aspectos referidos al uso, la ecología y vulnerabilidad de los diferentes grupos de organismos y del ecosistema como un todo. Un capítulo final se refiere a aspectos de la conservación y la educación ambiental requerida para hacer a la sociedad partícipe en los esfuerzos conjuntos de las instancias de los gobiernos federal y estatal, junto con los dueños o productores de los bosques, para lograr la conservación de este importante ecosistema por medio del uso sustentable y socialmente benéfico del BMM. Como es costumbre en la mayoría de las publicaciones de la CONABIO, se incluye información adicional en un CD sobre listados detallados de todos los grupos de organismos con comentarios y referencias a especies endémicas y en riesgo, especies introducidas, etc. La obra, como toda la información producida por la Comisión, puede además ser consultada y bajada del siguiente sitio de la página web: www.biodiversidad.gob.mx/ecosistemas/bosqueNublado.html La obra representa el esfuerzo y la experiencia conjunta de 23 autores y la coordinación paciente y meticulosa de Martha Gual Díaz. La CONABIO espera que ésta sea un referente para las investigaciones futuras sobre este riquísimo ecosistema, de gran importancia biológica y económica para nuestro país. José Sarukhán.

 Fotos: Grupo Mesófilo A.C.


Bosques Mesófilos de Oaxaca.



martes, 11 de abril de 2017

¡ZAPATA VIVE, LA LUCHA SIGUE!


Breviario Socio-Demográfico Oaxaca 2015

Breviario Socio-Demográfico Oaxaca 2015.


Oaxaca: Población de Habla Indígena INEGI 2010 y 2015.

De acuerdo al indicador de autoadscripciónde 2015, 65.73% de la población se considera indígena: 2,608,093 de un total de 3,967,889 personas.
Según el indicador de población de 3 años y más, 32.15% habla lengua indígena, equivalente a 1,205,773 personas de 3 años y más que hablan lengua indígena.
Del total 88.45% y 82.47 % de hombres y mujeres, respectivamente, hablan lengua indígena y español.


Entre 1990-2015 los municipios que presentaron pérdidas de población pasaron de 235 en 1990 a 259 en 2015.
Entre 1990-2015 los municipios que presentaron estancamiento de población bajaron de 164 en 1990 a 158 en 2015.



Oaxaca: Pobreza 2012 (CONEVAL)
•En el Informe de pobreza y evaluación en el estado de Oaxaca 2012 del Coneval, precisa que ocupó el tercer lugar en porcentaje de población en pobreza y en porcentaje de población en pobreza extrema.
•En 2010, del total de la población que habitaba en el estado, 67.4 por ciento se encontraba en situación de pobreza con un promedio de carencias de 3.2, lo cual representó 2 millones 566 mil 157 personas de un total de 3 millones 807 mil 784.
•Asimismo, 29.8 por ciento se encontraba en situación de pobreza extrema con un promedio de carencias de 4.0, o sea 1 millón 135 mil 230 personas.



Oaxaca: Condiciones de Vida 2015 (INEGI)


Breve contexto socio-demográfico de Oaxaca 2010.



Más de la mitad de la población reside en municipios con procesos de despoblamiento y otro 23.5% viven en municipios con estancamiento demográfico, que en conjunto agrupan a 399 de los 570 municipios estatales. No es difícil aseverar entonces que las condiciones de vida en 70% de los municipios son muy desfavorables, optando su población por su abandono progresivo, con las consecuencias que en materia de control territorial y pérdida de valores culturales acarrea esta situación.

En 2005 las lenguas autóctonas más habladas eran: Zapoteco con 357 mil personas (32.7%), Mixteco con 242 mil (22.2%), Mazateco con 165 mil (15.1%), Mixe con 103 mil (9.4%) y Chinanteco con 103 mil personas (9.4%). Estas cinco lenguas concentran 88.8% del total de población hablante de alguna lengua indígena en la entidad. Lenguas como el chocholteco, ixcateco y el chontal se encuentran en un franco proceso de extinción, mientras que el establecimiento de asentamientos provenientes de Chiapas en el área de los Chimalapas ha incorporado el tzeltal y tzotzil al espectro lingüístico estatal.
De las 17 mil 240 localidades con 70 por ciento o más de población indígena en el país, sin contar el Distrito Federal y el Estado de México, Oaxaca cuenta con tres mil 790 localidades, 10.3 por ciento del total nacional. La distribución geográfica de los grupos étnicos se muestra en la ilustración.

Los Derechos de la Población Indígena de Oaxaca
Los derechos de la población indígena están consagrados en la Constitución Política de México, así como en la propia del estado, siendo una de las 2 entidades que da reconocimiento legal a la existencia de territorios étnicos regulados por sus propios sistemas de gobierno –usos y costumbres-. En Oaxaca 41813 de los 570 municipios en que se divide el territorio estatal eligen sus autoridades por usos y costumbres.
Los Derechos Constitucionales que garantiza la Constitución Mexicana a las poblaciones indígenas son:  Derecho al reconocimiento como pueblo o comunidad indígena  Derecho a la auto adscripción  Derecho a la libre determinación  Derecho a la autonomía  Derecho a aplicar sus propios sistemas normativos  Derecho a la preservación de la identidad cultural  Derecho a la tierra y al territorio  Derecho de consulta y participación  Derecho a acceder plenamente a la jurisdicción del Estado  Derecho al desarrollo

Ignora la Constitución a afromexicanos

Desde hace 10 años la ONU recomienda reconocer a esa población: Peñaloza Ignora la Constitución a afromexicanos Jessica Xantomila Periódico La Jornada Viernes 7 de abril de 2017, p. 6 Sergio Peñaloza, presidente de la asociación civil México Negro, deploró que en 2017 los afromexicanos sigan sin ser incluidos en la Constitución ‘‘cuando desde hace 10 años la Organización de las Naciones Unidas (ONU) está dando recomendaciones para que reconozcan’’ a esta población. Señaló que la ignorancia y la falta de voluntad de los legisladores es lo que mantiene a este sector invisibilizado. ‘‘Hemos estado en mesas de trabajo y hemos visto de palabra la apertura que hay y en la práctica seguimos en las mismas. No hay avance hasta ahorita’’, dijo. En la presentación del documental No soy tu negro y del corto Artemio, que tratan la situación de los afrodescendientes en Estados Unidos y México, señaló que la principal razón que les han dado para no incluirlos es por la falta de recursos económicos, ‘‘o bien dicen que si se reconoce a los afromexicanos, los otros grupos minoritarios’’ también demandarán este derecho. Peñaloza señaló que actualmente hay tres iniciativas en el Senado, pero requieren modificaciones, pues aunque se menciona el reconocimiento como comunidades afroamexicanas buscan que se les reconozca también como pueblos, ‘‘por la cuestión territorial y las implicaciones que tiene’’. En el evento organizado por Ambulante y el Consejo Nacional para Prevenir la Discriminación (Conapred), dijo en entrevista que también se encuentran trabajando una propuesta de reforma constitucional con académicos de la Universidad Autónoma de la Ciudad de México. Indicó que en caso de la situación que vive la comunidad afromexicana continúe, ‘‘tendremos que implementar algunas estrategias de presión’’ como tomar oficinas y bloquear calles ‘‘para que realmente el Estado mexicano nos reconozca. Parece que las cosas al gobierno le acomodan tal cual están, pero a nosotros sí nos preocupa que ellos no tengan una disposición de abrir ese espacio en la Carta Magna’’. Además, mencionó que es necesario que se reconozcan las prácticas discriminatorias que sufren los afrodescendientes. ‘‘Vivimos en comunidades con muy bajo nivel de desarrollo y muy alto nivel de atraso, de marginalidad. Con ello nos enfrentamos a una educación muy precaria que no nos pone al mismo nivel para competir en espacios laborales; también a servicios de salud de mala calidad, falta de médicos, de medicamentos y de infraestructura’’. A nteriorS iguiente Subir al inicio del texto

miércoles, 7 de noviembre de 2012

Piden a la CIDH interceda contra proyecto eólico en Oaxaca

Milenio

Piden a la CIDH interceda contra proyecto eólico en Oaxaca

Estados •
Organismos de derechos humanos, ecologistas y activistas opuestos al plan, dirigieron una carta a Emilio Álvarez Icaza, titular de la Comisión Interamericana de Derechos Humanos.
Oaxaca • Organismos de derechos humanos, ecologistas y activistas antieólicos de la Asamblea de Pueblos Indígenas del Istmo de Tehuantepec en Defensa de la Tierra y el Territorio, solicitaron a la Comisión Interamericana de Derechos Humanos protección jurídica y medidas cautelares para la comunidad indígena ikojts de San Dionisio del Mar, ante las presuntas amenazas de cuerpos de seguridad estatal y municipal, por oponerse al proyecto eólico del mar muerto.
En una carta enviada al titular del organismo, Emilio Álvarez Icaza, los pueblos inconformes denunciaron que los gobiernos federal y de Oaxaca, pretenden imponer sin previa consulta con los pueblos originarios de la región un proyecto de inversión privada que solo está destinado a la generación de energía eléctrica para autoconsumo de empresas privadas como Cuauhtémoc Moctezuma, filial de Heineken NV y filiales de Femsa y no para el servicio público de las comunidades de la región.
Se quejaron de ser hostigados, incluso por funcionarios de ambos gobiernos, que han amenazado con enfrentarlos con el uso de la fuerza pública si se oponen a la construcción del parque eólico.
Los peticionarios de las medidas cautelares al organismo internacional sostienen que el proyecto eólico que se quiere imponer en la Barra de Santa Teresa es una zona sagrada que no debe ser profanada.
En su carta exigen que se haga respetar la identidad cultural de los pueblos originarios, su integridad personal y la vida de comuneros, quienes por encima de cualquier proyecto o acción de gobierno deben tener derecho libre a la alimentación, a la salud y a la vida digna.
Piden que se adopten medidas cautelares con el propósito de evitar daños irreparables a su territorio y exigen que se ordene al Estado mexicano detener el proyecto, cancelar las concesiones y permisos federales, estatales y municipales otorgados a la empresa eólica encargada del desarrollo del proyecto, ubicado en tierras de uso común de la comunidad supuestamente beneficiada.
Los opositores mantienen un cerco en la llamada Barra de Santa Teresa, para impedir la construcción de un parque industrial de la empresa Mareña Renovable.
Los inconformes advierten que custodiaran el área impidiendo el ingreso de la maquinaria pesada y contratistas.
Carlos Beas Torres, de la Unión de Comunidades Indígenas de la Zona Norte del Istmo, advirtió que si el gobierno de Gabino Cué se empeña en imponer el proyecto eólico en ese sitio, “correrá sangre y habrá confrontación”.
En tanto, el secretario de Asuntos Indígenas, Adelfo Regino, aseguró que el gobierno de Oaxaca ha dispuesto de un esquema único para impulsar industrias comunales en el ramo minero y eólico, en los pueblos indígenas de zonas de alto conflicto y oposición a los proyectos de inversión.
“Hay beligerancia debido a que los proyectos no se conocen o no se consultaron debidamente entre los lugareños, que temen se dañen sus recursos naturales, se carece de información y ello implica actitudes beligerantes y violentas”.
Citó el caso de la construcción del parque eólico que se proyecta en la zona del mar muerto en la región del Istmo de Tehuantepec, con una inversión de mil millones de pesos, que ha despertado gran irritación entre diversas organizaciones sociales.
Indicó para evitar la conflictividad que existe con la oposición a la construcción y operación de este tipo proyectos, que son redituables para impulsar la generación de industrias limpias, se ha tomado la iniciativa de buscar acuerdos de voluntad con los inversionistas para que incluyan a los pueblos originarios en sus propósitos de desarrollo.
“No queremos solo que se otorguen beneficios sociales, pretendemos que se integre a los pueblos y comunidades como socios de los proyectos, que los pueblos vean ganancias económicas y beneficios que se pueden lograr en sus demarcaciones”.
Regino refirió que solo avanzando en esta ruta se logrará detener la inercia de los pueblos que se oponen a los proyectos, argumentando que no fueron consultados y que son despojados de su territorio.

viernes, 12 de octubre de 2012

Advierten que Reforma en materia indígena de Oaxaca, podría entregar recursos naturales a transnacionales



Oaxaca.- La Organización No Gubernamental (ONG), Servicios para una educación Alternativa (EDUCA), advirtió que la Reforma Constitucional en materia de Pueblos y Comunidades Indígenas de Oaxaca, corre el riesgo de convertirse en la punta de lanza para dar paso a la entrega de los recursos naturales, de las poblaciones indígenas, a las compañías y corporaciones trasnacionales.

En medio de la discusión y análisis de la reforma que se hace al seno del Congreso del Estado y en la Secretaría de Asuntos Indígenas del Gobierno del Estado, reprochó que el actual gobierno estatal, ha manejado un discurso ambiguo y contradictorio en cuanto al respeto de los derechos territoriales de los pueblos indígenas y la promoción de la inversión privada.

“No hay duda que en el discurso destaca lo primero, pero en la práctica hay mucho mayor interés por la inversión en el estado. Ejemplo de ello es la explotación minera, la infraestructura carretera y los parques eólicos, entre otros proyectos contenidos en el Plan Territorial de Infraestructura en Oaxaca, conocido también como Plan Platino”, cuestionó, Marcos Leyva Madrid, director de EDUCA.

Y es que en Oaxaca, desde hace más de veinte años, se vienen impulsando reformas legales en materia de pueblos y comunidades indígenas.

Dentro de esas reformas se encuentra: el reconocimiento constitucional de la pluralidad étnica y lingüística en nuestro estado; la consolidación de los sistemas normativos internos en la elección de las autoridades municipales; la creación de instituciones como la Procuraduría para la Defensa del Indígena; la incorporación a la Constitución Local de figuras de participación ciudadana y deliberación política como el Tequio y la Asamblea.

Todas estas, entre otras reformas, han logrado afianzar un marco jurídico favorable a las poblaciones indígenas.

Desafortunadamente, dijo, estos cambios legales no se han traducido en un beneficio social directo para los pueblos, pues aun persisten en las comunidades de Oaxaca condiciones de pobreza y exclusión que, en muchos casos, obligan a emigrar a comunidades enteras en búsqueda de mejores oportunidades económicas.

Del mismo modo, acusó, también se observa un trato discriminatorio en el terreno cultural que se manifiesta en políticas de educación, salud y programas sociales, que la mayoría de las veces estandariza los criterios de su aplicación y no contemplan las características propias de las comunidades y pueblos indígenas.

Leyva Madrid, aseguró también que en los últimos años los pueblos indígenas han sufrido los embates de políticas de apertura a la inversión económica que amenazan gravemente su cultura, territorios y recursos naturales.

“La respuesta del Estado a esta serie de agravios no sólo ha sido nula, sino que su actuar ha favorecido a las empresas privadas, que promueven el saqueo de recursos y riqueza de los territorios, en detrimento de los pueblos y comunidades”, reprochó.

En contra parte, reconoció los esfuerzos institucionales por construir un marco jurídico acorde a la realidad actual.

Demandó, no obstante, que para la Reforma Constitucional en materia de Pueblos Indígenas, como la que se pretende, sea la propia voz de los pueblos y comunidades la que se consulte, exprese y plantee los contenidos y orientaciones de los cambios constitucionales a realizar.

Y es que dijo que existe una agenda amplia en materia de derechos de los pueblos indígenas, en materia de Procuración de justicia; derechos territoriales; educación intercultural; comunicación y cultura, así como el cuarto ámbito de gobierno; representación política, entre otros temas.

Por lo pronto, exigió que se definan orientaciones a mediano y largo plazo, así como delinear las transformaciones que se necesitan en la legislación federal.

Para ello, pidió al Ejecutivo Estatal, asegurar un compromiso con los diputados federales, a fin de impulsar cambios en la legislación federal en materia de derechos indígenas.

sábado, 18 de agosto de 2012

¿Programa para erradicar la pobreza en Oaxaca: Utopía, Demagogía, Buenos deseos?
http://www.milenio.com/cdb/doc/noticias2011/cb4ce9458fd7599d3b866f66110ced5b

jueves, 21 de junio de 2012

Río+20La declaración de los pueblos originarios de América

Los pueblos originarios de América Latina emitieron una declaración en Río+20 que luego será presentada ante las Naciones Unidas.
Río+20: La declaración de los pueblos originarios de América



20/06/2012 |       14:00 |
Internacionales
Villa Carlos Paz. Los Pueblos Indígenas de todas las regiones del mundo nos reunimos en la "Conferencia Internacional de los Pueblos Indígenas sobre el Desarrollo Sostenible y la Libre Determinación", de 17 de junio - 19 de 2012 en el Museo de la República, Río de Janeiro, Brasil.
Damos las gracias a los Pueblos Indígenas de Brasil por darnos la bienvenida y expresamos nuestra solidaridad con sus luchas impuestas por el desarrollo, como la represa de Belo Monte, que amenazan a sus territorios y formas de vida. También agradecemos a los pueblos indígenas de todas las regiones del mundo por sus actividades de preparación y su participación en este proceso. Afirmamos con una sola voz que ya es hora de asumir las responsabilidades históricas para revertir siglos de depredación, contaminación, colonialismo, violación de los derechos y genocidio. Es hora de asumir las responsabilidades para con las generaciones futuras. Es el momento de elegir la vida.
1. La cultura como una dimensión fundamental del desarrollo sostenible Como Pueblos Indígenas, nuestros sistemas de creencias culturales fundamentales y cosmovisiones del mundo están basados en nuestras relaciones sagradas con la Madre Tierra que han sustentado nuestros pueblos a través del tiempo. Reconocemos las contribuciones y la participación de los titulares de conocimientos tradicionales, las mujeres y los jóvenes indígenas. Nuestras culturas son formas de ser y de vivir con la naturaleza, que sustentan nuestros valores, opciones éticas y morales y nuestras acciones. La supervivencia de los pueblos indígenas se basa en el apoyo de nuestras culturas, que nos proporcionan lo material, social y la fuerza espiritual. Creemos que todas las sociedades deben fomentar una cultura de la sostenibilidad y que Río+20 debe poner de relieve la cultura, la moral y la ética como las dimensiones más fundamentales del desarrollo sostenible.
2. El ejercicio pleno de nuestros derechos humanos y colectivos Vemos que la Madre Tierra y toda la vida se encuentran en una grave situación de peligro. Vemos que el actual modelo de desarrollo sostenible sigue avanzando en el camino del peligro. Los pueblos indígenas hemos experimentado los terribles efectos negativos de este enfoque. Estas amenazas se extienden a los pueblos en aislamiento voluntario. El desarrollo sostenible solo puede realizarse a través de la plena vigencia y cumplimiento de los derechos humanos. Los pueblos indígenas vemos el desarrollo sostenible y la autodeterminación como complementarios. Los avances en varios países han sido posibles en la medida en que los Estados han cumplido con su obligación de respetar, proteger y promover los derechos humanos, mientras que los conflictos se han intensificado en donde los gobiernos han impuesto de arriba hacia abajo el desarrollo, ya sea con la etiqueta "sostenible", "pro-pobres" o "verde". La Declaración de la ONU sobre los Derechos de los Pueblos Indígenas es la norma que debe aplicarse en la implementación del desarrollo sostenible en todos los niveles, incluido el respeto de la plena participación en la toma de decisiones y de nuestro consentimiento libre, previo e informado (CLPI) en todas las políticas, programas y proyectos que nos afectan.
3. El fortalecimiento de diversas economías locales y la ordenación territorial Para los pueblos indígenas, la autodeterminación es la base del Buen Vivir / Vivir Bien, y esto se realiza a través de derechos seguros sobre la tierra y la ordenación territorial y la construcción comunitaria de economías más vibrantes. Estas economías locales proporcionan medios de vida sostenibles locales, la solidaridad comunitaria y son componentes críticos de la resiliencia de los ecosistemas. Vamos a seguir fortaleciendo y defendiendo nuestras economías y el ejercicio de nuestros derechos a nuestras tierras, territorios y recursos, en contra de las industrias extractivas, las inversiones depredadoras, la apropiación de tierras, los reasentamientos forzados y los proyectos de desarrollo insostenibles. Estos incluyen las represas a gran escala, las plantaciones, la infraestructura a gran escala, la extracción de arenas de alquitrán y otros mega-proyectos, así como el robo y la apropiación de nuestra biodiversidad y conocimientos tradicionales. De la Conferencia surgieron muchas respuestas para hacer frente a la crisis global, tan variadas como las diversas culturas presentes en la reunión. La mayor riqueza es la diversidad de la naturaleza y su diversidad cultural asociada, las cuales están íntimamente relacionadas y deben ser protegidas de la misma manera. Los pueblos indígenas llamamos al mundo a volver al diálogo y la armonía con la Madre Tierra, y adoptar un nuevo paradigma de civilización basado en el Buen Vivir - Vivir Bien. En el espíritu de la humanidad y nuestra supervivencia colectiva, la dignidad y el bienestar, respetuosamente ofrecemos nuestros puntos de vista culturales del mundo como una base importante para renovar colectivamente nuestras relaciones con los otros y con la Madre Tierra y para garantizar Buen Vivir / Vivir Bien con integridad. En base a estas afirmaciones y acuerdos, nos comprometemos a llevar a cabo las siguientes acciones:

Dentro y entre las comunidades, pueblos y naciones indígenas
1) Vamos a definir y poner en práctica nuestras propias prioridades para el desarrollo económico, social y cultural y la protección del medio ambiente, sobre la base de nuestras culturas tradicionales, nuestros conocimientos y prácticas, y la aplicación de nuestro derecho inherente a la libre determinación.
2) Vamos a revitalizar, fortalecer y restaurar nuestras instituciones y métodos para la transmisión de nuestros conocimientos y prácticas tradicionales que se centran en la transmisión por nuestras mujeres y nuestros ancianos a las próximas generaciones.
3) Vamos a restablecer el intercambio de conocimientos y productos, incluidos los intercambios de semillas entre nuestras comunidades y pueblos en refuerzo de la integridad genética de nuestra biodiversidad.
4) Vamos a estar en firme solidaridad con todas luchas contra los proyectos que amenazan a nuestras tierras, bosques, aguas, prácticas culturales, soberanía alimentaria, medios de subsistencia tradicionales, ecosistemas, derechos y formas de vida. También en solidaridad con otros sectores sociales cuyos derechos están siendo violados, incluidos los campesinos, pescadores y pastores.

En las acciones frente a los Estados y las corporaciones:
1) Vamos a seguir rechazando el concepto del modelo neoliberal dominante y la práctica de desarrollo basada en la colonización, la mercantilización, la contaminación y la explotación del mundo natural, y las políticas y proyectos basados en este modelo.
2) Insistimos en que los Estados apliquen plenamente sus compromisos en virtud de las leyes nacionales e internacionales y las normas que defienden los derechos inherentes, inalienables, colectivos e intergeneracionales de los pueblos indígenas y los derechos afirmados en tratados, acuerdos y arreglos constructivos, la Declaración de las Naciones Unidas sobre los Derechos de los Pueblos Indígenas y el Convenio 169 de la OIT.
3) Vamos a rechazar y oponernos firmemente a las políticas de los Estados y los programas que repercuten negativamente en las tierras y territorios de los pueblos indígenas, ecosistemas y medios de subsistencia, y a los permisos otorgados a las empresas o cualquier otro tercero para hacerlo.

En las Naciones Unidas
1) Insistir en la participación plena y efectiva en todos los debates y actividades de establecimiento de estándares en materia de desarrollo sostenible, biodiversidad, medio ambiente y cambio climático y para la aplicación de la Declaración de las Naciones Unidas sobre los Derechos de los Pueblos Indígenas en todos estos procesos.
2) Vamos a llevar estos mensajes a la Conferencia de las Naciones Unidas sobre el Desarrollo Sostenible, la Conferencia Mundial de los Pueblos Indígenas (CMPI, 2014) y todos los otros procesos internacionales, donde nuestros derechos y la supervivencia se ven afectados. Proponemos que la visión y práctica de los Pueblos Indígenas del desarrollo sostenible sea un foco de discusión en la CMPI. Nosotros adoptamos la presente Declaración el 19 de junio de 2012, en Río, afirmando nuestros derechos y reiterando nuestras sagradas responsabilidades con las generaciones futuras. La Conferencia Internacional de los Pueblos Indígenas sobre Desarrollo Sostenible y Libre Determinación se realizó del 17 al 19 de junio, de manera paralela a la Conferencia de Naciones Unidas sobre Desarrollo Sostenible Río +20. (traducción del inglés no oficial, enviado por CAOI).
Fuente: http://www.eldiariodecarlospaz.com/ampliar_noticia_redis.php?id_noti=9076

sábado, 16 de junio de 2012

Indígenas de medio mundo están reunidos a las afueras de Río de Janeiro para buscar sus derechos.


El derecho a la tierra y el respeto a la cultura caldean los debates de los pueblos indígenas durante la Conferencia de la ONU sobre Desarrollo Sostenible Río+20.

Los indios, procedentes de varios países de América, Asia y África están alojados desde el martes en una aldea construida por ellos mismos en una región selvática de Río, donde celebran sus asambleas y discuten un documento con demandas que será entregado a la ONU en los próximos días.

El líder indígena brasileño Marcos Terena explicó que el documento, todavía en discusión, trata una agenda "muy específica" de reivindicaciones comunes a todos los pueblos nativos, pero principalmente aborda el derecho al territorio y su significado cultural. "En el caso indígena, para acabar con la cultura basta con quitar la tierra. Sin tierra el indio no sobrevive", sintetizó Terena en declaraciones a Efe.

El jefe guaraní mbyá Francisco Guaraní dijo a Efe que las disputas por tierras han causado al menos 70 asesinatos de indios en los últimos años en la zona fronteriza entre Brasil y Paraguay, una pujante región agrícola donde los latifundistas "se sienten dueños" de las zonas de los pueblos nativos.

"Actualmente hay un proceso de matanzas altamente violento. El negocio agrícola es muy fuerte, entonces los conflictos ocurren constantemente", lamentó el líder guaraní. El jefe pataxó hã hã hã Thyerry Iatso, de Bahía (noreste de Brasil), explicó a Efe que a los indios no les interesa el valor económico de las tierras agrícolas y solo buscan su subsistencia.

"Los indios tienen la tierra como madre tierra, no es para tener hegemonía ni un gran capital. La importancia de la tierra es para vivir, es para preservar el medio ambiente, mantenerlo limpio, tener agua buena en los ríos para poder plantar y recolectar y de ahí sacar el sustento de nuestro pueblo", afirmó.

En sus primeras reuniones en Río, algunos indios mostraron su oposición a la llamada "economía verde", una de las cuestiones tratadas en la Río+20, por miedo a que ésta conduzca a una "privatización del bosque".

Los indios también demandan protección contra actividades extractivas que suponen una amenaza para pueblos de regiones muy diferentes, desde la Amazonía hasta Filipinas. La india igorot Marifel Macalanda dijo a Efe que los pueblos de la región filipina de Cordillera sufren con la acción de los mineros que operan en sus regiones "tomando todos los recursos sin dejar nada para los indios", en proyectos que suelen ser aprobados sin consultas previas.

Los debates de los indios se prolongarán hasta el fin de semana, cuando una delegación se desplazará hasta el centro de convenciones Riocentro, sede de la Río+20, para comunicar sus demandas dentro de unas jornadas de diálogo organizadas por la ONU antes de la cumbre de jefes de Estado, que tendrá lugar del día 20 al 22. Las asambleas tienen lugar en la llamada "choza de la sabiduría", una gran tienda de lona y bambú con estructura cónica, localizada en el centro de la aldea Kari-oca, donde estos días residen los centenares de indios.

La aldea, que ocupa una área de bosque virgen en una región montañosa a unos cinco kilómetros del centro de convenciones de la Río+20, se ha convertido en un escaparate de la diversidad y la riqueza de las culturas indígenas. De forma paralela a los debates, los indios cumplen una intensa agenda de deportes tradicionales, actividades culturales y espirituales.

La mayoría de los indios acampados en Río son brasileños, pero los organizadores esperan que hasta el día 22 lleguen otros pueblos de países vecinos que han enfrentado problemas logísticos.
www.grupomesofilo.blogspot.com/